BAILE DE MÁSCARAS

Conversamos con Grita Lobos, importante proyecto local de música electrónica con guitarras que acaba de lanzar su esperado segundo disco llamado Katalaxia

¿Quién es el responsable del sonido de Grita Lobos? ¿Quién es la persona que se esconde tras la máscara? Bueno, eso es algo que lamentablemente no te podemos contar, pero al mismo tiempo, creemos que resulta más que interesante ese inquebrantable halo de misterio que cubre a una de las propuestas musicales más intensas que ha parido esta ciudad en los últimos años.

Oscuridad, baile, anonimato, hipnosis y una potente puesta en escena son algunas de las características de este proyecto unipersonal que se alimenta de la colaboración de otros conocidos artistas. Cinco años después del lanzamiento de su primer álbum homónimo, Grita Lobos acaba de sacar del horno una joyita de álbum que lleva por nombre Katalaxia una vez más vía A Tutiplén Records disquera cuyo catálogo incluye producciones de bandas locales como Cocaina, Los Protones, Moldes, El Hombre Misterioso, Gomas, Francois Peglau entre otros.

Así pues, aprovechando la ocasión, nos juntamos para una buena conversa con el enigmático artífice de este proyecto, pero antes de leer la entrevista que hicimos dale play a este discazo para que sepas de que hablamos!

K: Cuidas mucho tu anonimato ¿A qué se debe? y ¿La máscara es solo un elemento estético solamente o hay otro motivo detrás de su uso?

GL: «La razón evidente es esconder mi identidad y tiene como único motivo el que me siento muy cómodo así. No tengo ganas de hablar de mí; me gusta concentrarme solo en la música y para que funcione el anonimato tiene que ser absoluto. Es decir, va más allá de la máscara porque hay proyectos que también las utilizan pero todos saben quienes son. De hecho le agrega algo a la performance y la parte estética es importante también pero lo principal es que me siento cómodo así».

K: Para este disco estás utilizando nueva máscara ¿El cambio responde a algo en específico?

GL: «En el primer disco eran adaptaciones de máscaras de Mali que las hicieron en Yuyachkani. El hecho de cambiar de máscara se debe a que para mí es un elemento más; como unos lentes o como la ropa. Nunca utilizas siempre lo mismo y te los puedes cambiar. Por otro lado, me ha gustado la idea; el tercer álbum está bien avanzado y sería interesante una nueva máscara para cuando toque lanzarlo».

Foto: Janice Smith-Palliser

K: Dark Wave, IDM, Tech House; son algunos de los rótulos que le han puesto al sonido de Grita Lobos ¿Cómo lo defines tú?

GL: «IDM es el más huachafo y pomposo de todos. Creo que la forma más clara y simple de definir lo que hago es: Electrónica con guitarras. De hecho hay mucho de dark wave, tech house, synth pop y más influencias; pero en el último disco también hay cosas noise, momentos shoegaze; hay de todo. Las etiquetas me tienen sin cuidado, sin embargo estoy consciente que ayudan a que alguien que aún no escuchado Grita Lobos se de una idea de por donde va la propuesta. No me molestan tampoco, pero no digo: Voy a hacer tech house o dark wave. Por ejemplo, para este disco se usó un melotrón que no deja de ser un instrumento análogo y un djembé africano también. No hay ideas preconcebidas en cuanto a etiquetas, eso queda para el que lo escuche».

K: Oscuridad, baile, misterio. ¿Qué otros ingredientes sumarías a la ecuación Grita Lobos?

GL: «El misterio, la oscuridad y la fuerza responden a un contexto que es bien político. Están siempre presentes estos miedos y temores no a fantasmas u otras cosas que no existen sino a las amenazas reales; las que son de carne y hueso y están ahí, en el congreso, en la tele, en las grandes corporaciones. Ojo que ninguno de los discos son conceptuales pero todo eso que nombro son disparadores. Bueno además, al mismo tiempo hay otro factor de expansión de la mente. En resumen, definitivamente la música que hago no es sobre el amor o la comida peruana».

K: Te desenvuelves en el circuito de rockero underground más que en el de electrónica independiente ¿A qué se debe? y ¿Has pensado en presentar Grita Lobos en otro formato que se adapte a la escena electrónica?

GL: «Me desenvuelvo en ese circuito porque el sonido es fuerte. En vivo es otra cosa y en un ambiente de electrónica tendría que quitarle las guitarras y estas son bastante intensas y tienen mucha presencia; no son solo un acompañamiento. Alguna vez he puesto música como un Dj set Grita Lobos; de hecho me gusta tener el control del parlante y el sistema pero prefiero concentrarme en el otro formato que me resulta más retador y me genera más placer».

K: ¿Qué opinas del momento que vive la escena de música independiente en la ciudad y el país?

GL: «Creo que estamos en uno de los mejores momentos de la historia de la música independiente en el Perú. Siempre han habido cosas muy pajas en todas las épocas pero creo que no han coexistido tantas buenas bandas de diferentes estilos como ahora. Igual hay que trabajar más en varios aspectos pero para mí estamos viviendo un gran momento».

K: ¿De qué forma está presente Lima en la propuesta de Grita Lobos?

GL: «No lo había pensado pero creo que es la música que hago es totalmente Lima. Oscura, gris y que no deja de moverse. Yo personalmente disfruto muchísimo la Lima gris; siento que delimita nuestra personalidad muchísimo. Los limeños no somos alegres como el resto de peruanos, somos más oscuros pero igual la pasamos bien; no nos creen pero la pasamos de puta madre en este escenario caótico en el que nos tocó vivir».

K: Katalaxia, el nombre de tu segunda producción, alude a una teoría sobre los intercambios entre las personas a través de un orden espontáneo ¿Qué me comentas al respecto?

GL: «Para mí significa generar armonía o amistad entre personas diversas; pasar de lo desconocido a lo conocido o aceptar al otro y hacer comunidad. En mi vida intento aproximarme desde esa óptica, es decir; si algo no me cuadra me alejo simplemente. Katalaxia es tolerancia, libertad y no meterte con el otro. Creo firmemente que la codicia es lo que caga a la gente principalmente y es contraria a ese concepto».

K: ¿Qué viene en un futuro cercano para Grita Lobos?

GL: «Luego del lanzamiento queda presentar el disco en vivo pero eso ya será para el próximo año. Este álbum ha sido un proceso bien largo sobre todo la mezcla pero ni bien sale el material arrancamos a ensayar. Por otro lado el tercer álbum ya está bastante avanzado y será muy distinto a los trabajos anteriores; más etéreo, ambient. Posíblemente no haya mucha percusión así que será mucho más atmosférico».

Ya sabes; escucha Katalaxia lo nuevo de Grita Lobos y no olvides seguir a este proyecto en su Redes Sociales: Facebook

Comments

comments

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *